TAILANDIA COMENZAMOS EN BANGKOK.

Después de unas horas llegamos al aeropuerto de Bangkok, dejamos el frío de Nepal para adentrarnos en el ambiente caribeño de unos 30 o 35 grados y la gran humedad de Tailandia, el cambio fue increíblemente fuerte.

Antes que se me olvide, para volar de Katmandú (Nepal) a Bangkok (Tailandia) cogimos el vuelo más barato que encontramos, hasta hay todo bien, el problema llegó cuando fuimos ha hacer el cheking y nos comentan que solo podemos llevar una maleta de mano de 7kg de peso por persona, nuestra mochila pesaba unos 12kg, seguidamente nos comenta que pagando unos 50 dólares nos dejaba entrarla al avión, nos negamos y nos apartamos de la cola para pensar que hacer, lo que hicimos fue sacar todo lo que nos pesaba como el botiquín, ropa, neceser de aseo, etc y dejarle todo a unas chicas que estaban esperando para su vuelo unos metros más allá. Cogimos y nos volvimos a presentar otra vez para hacer el cheking esta vez con la mochila a 7kg de peso, la cara de asombro del hombre era un poema jaja, después con nuestro cheking en la mano recogimos todas nuestras cosas y nos escondimos cerca del baño para volver a guardarlo todo en nuestra maleta, con un poco de miedo por si nos volvían a pesar las mochilas pasamos el resto de controles, ningún problema, apuntar bien este truco ahorramos unos 60€ entre los dos, solo te pesan la maleta una vez, nos montamos al avión y llegamos a Bangkok con 60€ más en el bolsillo y otro truco para compartir con todos vosotros.
BANGKOK:
Nada más llegar al aeropuerto nos encontramos otro pequeño problema, en el papel de la visa no teníamos un hostal apuntado ya que no habíamos reservado ninguno, la chica no nos dejaba pasar sin un sitio supuestamente donde hospedarnos, rápidamente pensamos y con el wifi gratuito que hay en todos los aeropuertos buscamos una dirección de un hostal cualquiera en Bangkok y lo apuntamos en nuestro visado, no van a ponerse a revisar a ver si es verdad que tienes esa reserva, pero apuntarlo, es imposible entrar al país sin una supuesta reserva de un hostal.
Por fin salimos del aeropuerto, hay diferentes opciones para llegar a la ciudad desde taxis por 300 bath (9€) hasta furgonetas por 120 bath por persona(3,70€) y autobuses, la última opción es la más barata por unos 50bath menos de 2€ te acercan a Kao san road, nosotros fuimos allí directos por qué es el barrio mochilero, está lleno de hostales baratos donde compartiendo habitación puedes dormir por menos de unos 4€ con desayuno incluido, nosotros nos hospedamos concretamente en ZEE THAI HOSTEL es muy limpio habitaciones para 8 personas y con aire acondicionado y desayuno buffet incluido, aquí os dejo el enlace de su pagina de Facebook por si os interesa:
https://m.facebook.com/zeethaihostel/
Allí rápidamente conocimos a unos chicos franceses y un chico colombiano con los que nos fuimos a cenar, esa es la magia de estos viajes, conoces a un montón de gente increíble y aunque viajes solo nunca vas a estar solo.
Fuimos a cenar a la llamada “calle roja” es una calle increiblemente llena de puestos de comida, discotecas y cerveza a precios personalmente desorbitados, es posiblemente la calle más turística y llena de luces que hemos visto nunca.

La imagen está sacada de internet, os explico estábamos tan emocionados de estar en Bangkok y el cambio tan drástico de Nepal a aquí que olvidamos fotografiar la calle, pero os dejo esta imagen para que os hagais una idea de lo que es, describe exactamente lo que vimos esa noche.

Lógicamente paseamos un poco por allí pero huimos de aquella calle extremadamente turística y precios desorbitados, a unos 5 min hay sitios con pequeños puestos en la calle que ofrecen desde una sopa hasta carne ala brasa, nosotros nos decantamos por una sopa de noodels con cerdo y la suerte que teniamos un supermercado enfrente donde te venden la cerveza fría y barata. Por 30 bath un bote de medio litro y no hace falta que te gastes 100 o 150 bath en un botellín en cualquier restaurante turístico.
Al día siguiente fuimos a visitar varios templos de la zona incluido el buda de 46 metros acostado, el palacio del rey, pero muchos de ellos valen desde 500 a 1000 bath la entrada, muchos los vimos solo por fuera, la verdad que viniendo de India y Nepal llega un momento que quieres hacer otra clase de turismo y conocer otras cosas, pero si solo vas a venir a Tailandia, es totalmente recomendable entrar.
Seguimos caminando y llegamos a Chinatown, actualmente es uno de los barrios chinos más grandes del mundo desde que se fundó en 1782, actualmente es muy conocido y turístico por la gran variedad de puestos de comida que hay en la calle, nosotros por supuesto cenamos allí.

Puedes encontrar de todo desde una langosta asada, hasta una sopa de noodels, pasando por cucharadas fritas o saltamontes en su jugo jajaja.

Otra cosa que impresiona bastante es la cantidad de luces y carteles luminosos de publicidad que muy bien podrían hacerte pensar que estás en medio de la ciudad americana Las Vegas.

Bangkok es muy muy bonita y a la vez muy loca, por un lado tienes Chinatown, por otro la gran ciudad con esos impresionantes rascacielos y por otro paseando por la calle alas 12:00am te puedes encontrar con estas imágenes:

Si, es exactamente lo que estás pensando se estaba depilando a hilo en media calle, lo de los polvos en la frente no sabemos porque era pero que se estaba depilando, doy fé.

También fuimos a visitar el famoso rascacielos tan turístico que por subir a la azotea te cobran 1000 bath (33€).La verdad que de cerca impresiona bastante.
Obvio no subimos y nos pusimos en la búsqueda de otro de los miles de rascacielos similares que hay por todo Bangkok donde no tuviéramos que pagar esa cantidad por solo hacer unas pocas fotos.
Fuimos a un gran hotel muy famoso en Bangkok casi igual de alto, y lo que hicimos fue entrar como si fuésemos de allí de toda la vida, en un primer momento queríamos coger el ascensor y subir, intento fallido, cuando vimos que para entrar al ascensor previamente tenías que poner tu huella dactilar, rápidamente lo siguiente que pensamos fue acercarnos a un chico que había sentado en el holl del hotel y explicarle que era nuestro último día en Bangkok y que si porfavor nos acompañaba a la azotea ya que el dado que se hospedaba allí si tenía la posibilidad, el chico amablemente accedió no sabemos si por pena o por qué no lo molestaramos más pero accedió, subimos sin pagar absulotamente nada y pudimos disfrutar de las mismas vistas que la gente que si pago los 33€ por subir al edificio más turístico, y allí hicimos estás maravillosas fotografías.

Muchas gracias chico anónimo por hechar una mano a MOCHILADEVIDA y permitirnos hacer estas maravillosas fotos.

También paseando por la gran ciudad, dado que estamos en vísperas de Navidad, hicimos estas fantásticas fotos en una de sus plazas.

Lo mejor de viajar sin fecha de vuelta, habiendo dejado nuestros trabajos, familiares, amigos y nuestra zona de confort que tanto cuesta a veces salir de ella, es que estamos viviendo cada minuto al máximo, tranquilos, tocando, sintiendo, e incluso oliendo cada rincón de este mundo que por suerte estamos visitando.
Este blog lo estamos escribiendo para esto para decirte que si que se puede que no hace falta ser rico para poder hacerlo, solo hace falta algo de valor y salir a conocer este mundo que nos rodea y abrir mente conociendo otras culturas, creo que nunca hemos aprendido tanto como viajando así de esta manera, no te voy a mentir diciendote que todos los días son fáciles como cuando vas con tu pulserita a gastos pagados una semana al Caribe, pero si te voy a decir que lo que estamos viviendo no lo cambio ni por todo el dinero de este maldito mundo.
Despierta sal hay y persigue tus sueños y no tengas miedo a nada ni escuches lo que te diga la gente, porque esa gente negativa que te dice que estás loco y que eso es imposible por dentro desea hacer lo mismo que tú pero no sé atreve, nosotros teníamos nuestros buenos puestos de trabajo y hemos decidido dejarlo todo, por hacer esto , por cumplir nuestros sueños, porque la vida se pasa en un momento y cuanto más mayor te haces más difícil es hacer esto, y si eres trabajador siempre vas a tener trabajo, si no es aquí es allí pero lo vas a tener, así que tú mochilero o mochilera o persona son sueños DESPIERTA y “échale un par” y ves a por todas hoy mismo.
NOSOTROS HOY, AHORA PODEMOS DECIR QUE SOMOS FELICES.

Gracias por leernos y si tienes alguna duda o quieres preguntarnos algo, o simplemente quieres contarnos tu experiencia aquí dejamos el link de nuestro correo:
mochiladevidapara2@gmail.com
O también puedes contactarnos a través de Facebook, Twitter o Instagram:
Mochiladevida.